Investigación comprueba que el COVID-19 existía desde noviembre 2019, y China lo ocultó

A fines de diciembre, cuando China anunció por primera vez la existencia del brote de COVID-19, los funcionarios del país tenían muy claras algunas cuantas cosas.

La mayoría de los pacientes contagiados con coronavirus habían estado expuestos en un mercado de alimentos en Wuhan, la ciudad que aún es el epicentro del brote.

El primer caso ocurrió el 12 de diciembre, de acuerdo con las autoridades sanitarias. Para aquél entonces, no existió evidencia clara de transmisión de humano a humano, lo que significa que el virus aún no se había propagado de persona a persona para esa fecha. 

Por ello, las evidencias nos mostraron en ese momento que las personas podrían haberse enfermado directamente de los animales en el mercado. 

El inesperado brote del virus nunca hizo pensar a los expertos en salud se propagaría con tanta rapidez por el mundo, y mucho menos, que iba a ocasionar tantas muertes.

Pero el caso de contagios explotó

Los expertos en salud nunca pensaron que el coronavirus se convertiría en una pandemia, y es que las primeras indicaciones de un brote de bajo perfil fueron completamente erróneas. 

En enero, la revista científica The Lancet publicó un estudio para ayudarnos a entender por qué los expertos en salud fallaron en sus pronósticos sobre esta pandemia mundial.

Los autores, quienes son investigadores y médicos chinos que trabajan en Wuhan, pintaron un retrato muy diferente de los primeros días del brote. 

Ellos incluso, sugieren que el virus, y su propagación entre los humanos, despegó semanas antes de lo que informaron los funcionarios chinos.

Los resultados son sorprendentes

Los investigadores revisaron los historiales clínicos, los registros de enfermería, las  pruebas de laboratorio y las radiografías de tórax de los primeros 41 pacientes que contrajeron COVID-19.

Las investigaciones arrojaron información como que el primer caso confirmado de coronavirus ni siquiera estaba relacionado con el mercado de fauna exótica, como los demás contagiados al inicio en Wuhan.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *